A propósito de Corea del Norte ¿qué es una Bomba de Hidrógeno?

Física, Mundo Cuántico y Futuro

Por Victor Roman
6 de Enero de 2016 a las 20:43
Compartir Twittear Compartir
A propósito de Corea del Norte ¿qué es una Bomba de Hidrógeno?

Ayer 5 de enero las agencias noticiosas de todo el mundo dieron cuenta de, primero un fuerte temblor en Asia Oriental, y luego que Corea del Norte aparentemente habría detonado una bomba hidrógeno cerca de la ciudad de Punggye-ri al noreste del país.

 

"La primera prueba de la bomba H se llevó a cabo con éxito a las 10:00 [hora local, 04 a.m. GMT] el 6 de enero del 2016", informó la red de noticias estatal de Corea del Norte. "No vamos a renunciar a su programa nuclear, mientras que los Estados Unidos mantengan su postura de agresión."

 

Aunque los especialistas tienen dudas con respecto a si en verdad fue probada una bomba termonuclear en territorio Norcoreano, si están seguros de que el sismo de 5.1 grados no fue causado por un evento natural y es probable que se trate de una explosión atómica, aunque no necesariamente una Bomba de Hidrógeno.

 

Pero ¿qué es una bomba de hidrógeno? Una bomba atómica "regular", como las que cayeron sobre Hiroshima y Nagasaki, utiliza la fisión nuclear para dividir átomos y producir energía. Tras la detonación, esta energía se libera, lo que resulta en una gran explosión.

 

Las bombas de hidrógeno o bombas termonucleares, por otro lado, vienen en una variedad de configuraciones. Generalmente están compuestas por un sistema de capas donde una explosión dispara otra ocasionando una reacción en cadena. El modelo más usual de Bomba H tiene en el centro una pequeña bomba atómica (de fisión) que emite rayos X desencadenando la fusión de dos isótopos de hidrógeno: deuterio y tritio. Esto a su vez provoca una enorme liberación de energía, por eso las bombas de hidrógeno son mucho más poderosas que las bombas atómicas.

 

La bomba termonuclear más grande alguna vez probada fue la Bomba del Zar (El Padre de todas las Bombas), lanzada por la Unión Soviética el 30 de octubre de 1961 sobre el archipiélago ruso de Nueva Zembla en el Océano Ártico. El poder destructivo de esta bomba fue de 50 megatones (50 mil kilotones), aunque inicialmente estuvo diseñada para ser de 100 megatones. En comparación, Fat Man, la bomba que cayó sobre Nagasaki tuvo solamente 21 kilotones.

 

A pesar de lo dicho por Corea del Norte, algunos expertos se mantienen muy escépticos. "La explosión que deberían haber obtenido debería haber sido diez veces mayor", dijo Bruce Bennett, analista de la Rand Corporation, a la BBC.

 

Sea cual sea la verdad, el hecho que los humanos tengamos un arsenal de ese tipo no hace sino poner en riesgo nuestra propia existencia como civilización, y hasta especie.  

 

 

FUENTE: IFLS


#fusión #bomba hidrógeno #norcorea
Compartir Twittear Compartir