10 mitos médicos que ¡deberías dejar de creer!

Medicina, Salud y Alimentos

Por Sophimania Redacción
8 de Mayo de 2015 a las 10:15
Compartir Twittear Compartir
10 mitos médicos que ¡deberías dejar de creer!

           FALSO: Las vacunas pueden causar gripe o hasta autismo

VERDAD: La vacuna contra la gripe contiene virus de la gripe muertos y los virus muertos no pueden causar la gripe. Sin embargo, es normal que se tenga una reacción ligera de fiebre al recibir una vacuna. En cuanto a que las vacunas causen autismo, este mito se inició en 1998 por un artículo publicado en la revista The Lancet. En el estudio, los padres de ocho hijos autistas dijeron que creían que sus hijos adquirieron el autismo después de haber recibido la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola. La correlación se confundió rápidamente con la causalidad, y desde entonces, los rumores han corrido a pesar de muchos estudios que los desmienten.

 

FALSO: Los suplementos vitamínicos te hacen más sano

VERDAD: Un número creciente de estudios están encontrando que los suplementos de vitamina pueden ser no solo ineficaces sino que incluso puede ser peligrosos. Por ejemplo, el uso frecuente de  vitaminas C y E pueden ser predisponentes para el cáncer, según un estudio publicado a principios de este año en la revista Stem Cells, ya que las altas dosis de estos antioxidantes pueden causar anomalías genéticas.

 

 

mitos 2

Foto: HOGARUTIL

 

 

FALSO: El frío resfría

VERDAD: Los estudios han demostrado que podemos sentir los síntomas del resfrío con mayor fuerza si nos exponemos a temperaturas bajas, pero esto no significa que la temperatura nos haga más susceptibles a los virus. Y si ya estás enfermo, no hay ninguna razón para que no puedas salir al ambiente frío. Aunque es bueno mantenerse caliente cuando uno tiene gripe, las temperaturas frías no hacen una diferencia en el tiempo de recuperación.

 

FALSO: Usamos solo el 10% de nuestro cerebro

VERDAD: Los oradores motivacionales y otros gurús de autoayuda han estado promoviendo este supuesto desde 1907, como una forma de animar a la gente a aprovechar alguna capacidad latente, pero ninguna de estas personas ha basado esta  proclamación en conocimientos científicos sólidos. Hoy en día, podemos echar un vistazo a cualquier escáner cerebral y observar la actividad del cerebro en un momento dado, y reírnos de este mito.

 

FALSO: El dulce vuelve a los niños incontrolables

VERDAD: En varios estudios se ha encontrado casi nulo efecto en el comportamiento de los niños al consumir azúcar. Uno de ellos le dio a la mitad de un grupo de padres una bebida con edulcorante (sin azúcar) para que le den a sus hijos pero les dijeron que contenía azúcar. Al otro grupo de padres se les dijo que la bebida no contenía azúcar. Los padres que pensaban que sus hijos estaban tomando azúcar reportaron que sus hijos se habían vuelto incontrolables e hiperactivos. Pero un sensor en las muñecas de los niños, que media el nivel de actividad medida, marcaba lo contrario: los niños estaban actuando normalmente.

 

 

mitos 3

Foto: HOGARUTIL

 

 

 

FALSO:  Luego de un golpe en la cabeza la persona debe mantenerse despierta

VERDAD: Las advertencias de mantenerse despierto después de una conmoción cerebral surgen probablemente de un malentendido acerca de un determinado tipo de lesión en la cabeza que implica sangrado cerebral donde hay un "período de lucidez" seguido de un coma. Pero esto es muy poco frecuente y no se refiere a las personas con conmociones cerebrales normal

 

FALSO:  El chicle se queda en el estómago por 7 años

VERDAD: Si bien es cierto que muchos de los ingredientes del chicle, como los elastómeros, resinas y ceras, son indigeribles, eso no significa que se quedan en nuestras entrañas para la eternidad. Mucho de lo que comemos, incluso cosas que se recomiendan para comer, como la fibra, no son digeribles. Pero el sistema digestivo es una pieza sólida de maquinaria orgánica, y cualquier cosa que no puede absorber, pasa de largo. A pesar de la rigidez y la extraña consistencia de goma, esta pasa directo por el tracto digestivo y hacia el inodoro.

$

8.      FALSO:Leer en la oscuridad o ver muy de cerca la TV puede dañar los ojos

VERDAD: El mito de televisión pudo haber comenzado en la década de 1960, y en ese momento puede haber sido cierto, ya que los antiguos televisores emitían grandes cantidades de radiación que podría haber causado daños en los ojos, pero este problema ya no sucede. Los monitores de hoy son relativamente seguros. Sentarse cerca no crea una necesidad de lentes.

 

 

mitos 4

Foto: BP

 

 

FALSO: Es necesario tomar 8 vasos de agua al día

VERDAD: El mito de ocho vasos al día probablemente se inició en 1945 cuando la Junta Directiva del Consejo Nacional de Investigación en Alimentación y Nutrición dijo que los adultos deben tomar aproximadamente 2,5 litros de agua al día. Mientras que los de comunicación informaron solo eso, el consejo explicó que la mayoría de estos 2.5 litros viene de los alimentos.

 

FALSO:  No debes meterte al agua hasta una hora después de haber comido

VERDAD: No hay ninguna razón especial para no nadar después de comer. Es cierto que cualquier tipo de ejercicio vigoroso puede ser incómodo (aunque no peligroso) después de comer, pero para la mayoría de nosotros no es una preocupación. Los calambres pueden ocurrir en cualquier momento, si has comido o no.

 

 

FUENTE: Live Science


Compartir Twittear Compartir