Estamos a punto de erradicar la primera enfermedad parasitaria del mundo

Medicina, Salud y Alimentos

Por Sophimania Redacción
27 de Septiembre de 2016 a las 09:17
Compartir Twittear Compartir
Estamos a punto de erradicar la primera enfermedad parasitaria del mundo
Solo quedan 126 casos en África. Foto: internet

La humanidad está cerca de erradicar la segunda enfermedad endémica del planeta: la enfermedad del gusano de Guinea. Si bien es pocas veces letal (probablemente es la razón por la que no ha recibido la atención que merece), la enfermedad es debilitante de forma permanente.

Los seres humanos captan la infección cuando beben agua contaminada con larvas del nematodo parásito medinensis Dracunculus, dracunculiasis o "gusano de Guinea". La larva entonces pasa a través de la pared intestinal y crece dentro del cuerpo durante alrededor de un año, alcanzando una longitud de hasta 80 centímetros.

Luego, el gusano migra a través del músculo antes de emerger, por lo general de los pies, a través de una ampolla muy dolorosa. El agonizante proceso puede tardar hasta 30 días, durante los cuales la persona infectada a menudo trata de aliviar el dolor ardiente sumergiendo el área afectada en agua, lo que en realidad libera huevos y re-inicia el ciclo infeccioso.

En 1986, hubo más de 3,5 millones de casos de gusano de Guinea en todo el mundo, y la enfermedad era endémica en casi 24.000 pueblos en 21 países de Asia y África. Ahora, gracias a tres décadas de trabajo duro, solo quedan 126 casos, anunció el Centro Carter esta semana durante una exposición en el Museo Americano de Historia Natural denominada "Countdown to Zero: La derrota de la enfermedad".

En la actualidad, solo es endémica en 30 aldeas en 4 países, todos en África. Si esta tendencia continúa, la dracunculiasis pronto se convertirá en la primera enfermedad parasitaria que se erradique, y la primera en ser eliminada sin vacunas ni medicamentos.

La dracunculosis es una candidata ideal para la erradicación, ya que solo se transmite por una ruta, y si esta puede ser interrumpida, la infección se puede detener. La estrategia fue educar a los habitantes de las zonas afectadas y distribuir filtros baratos que la gente pudo utilizar para eliminar los parásitos del agua potable, que consistían en tubos de plástico equipados con un filtro de malla de acero que puede llevarse y usarse en cualquier lugar. También se ofrecieron $ 100 dólares en recompensa a las personas que reportaran casos de la enfermedad.

Si bien la erradicación parece a nuestro alcance, todavía hay mucho trabajo por hacer, y muchos de los casos restantes se encuentran en zonas rurales.

 

FUENTE: IFL Science


#gusano #dracunculiasis
Compartir Twittear Compartir