La Inmuno-Oncología: El futuro del tratamiento para el Cáncer ya está aquí

Medicina, Salud y Alimentos

Por Alexandra Hernandez Muro
22 de Junio de 2016 a las 10:44
Compartir Twittear Compartir
La Inmuno-Oncología: El futuro del tratamiento para el Cáncer ya está aquí
Consalud

El tratamiento tradicional del cáncer consiste en radioterapia y quimioterapia, que básicamente matan lo que encuentran a su paso (cáncer y células sanas) debilitando el organismo de quién ya está pasando por un proceso de enfermedad. Las consecuencias de estos tratamientos son múltiples y, aunque en muchos casos se logra terminar con la enfermedad, en otros puede dar el impulso para un peor desenlace. Es un caso de ensayo y error.

En este contexto, en los últimos años se ha ido planteando nuevas ideas para intervenir el cáncer que sean más parecidas a lo que haría el cuerpo humano para defenderse, es así que nace la inmuno-oncología.

Los últimos 30 años de investigación en inmuno-oncología han proporcionado pruebas sólidas de que los tumores son reconocidos por el sistema inmune y su desarrollo se puede detener o controlar a través de un proceso conocido como la vigilancia inmunológica. La respuesta inmune puede reconocer claves específicas que hay en los tumores, gracias a los antígenos tumorales, que son proteínas virales en los tumores causados ​​por virus y proteínas mutadas de oncogenes u otros genes, así como proteínas propias no mutadas pero expresadas anormalmente que se encuentran en todos los tumores.

Entonces, ¿por qué el sistema inmune falla en la lucha contra el cáncer? En muchos tipos de cáncer la progresión maligna se acompaña de una profunda supresión inmune que interfiere con una respuesta antitumoral eficaz y la eliminación del tumor. El microambiente tumoral puede impedir la expansión de las células T auxiliares y citotóxicas específicas del antígeno tumoral y en promueven la producción de citocinas proinflamatorias y otros factores, impidiendo la inmunidad. La mejor descrito son las células T reguladoras y células supresoras de origen mieloide.

La inmuno-oncología ha proporcionado los conocimientos y técnicas para desarrollar enfoques inmunoterapéuticos novedosos para el tratamiento del cáncer. Estos incluyen métodos para mejorar la inmunidad tumoral mediante el bloqueo de vías inhibitorias y células inhibidoras en el microambiente del tumor. También incluyen métodos que pueden mejorar la especificidad de la inmunidad antitumoral mediante la inducción de la expansión de células T y anticuerpos dirigidos a antígenos bien definidos.

Lo más emocionante de todo es que los pequeños éxitos que se han tenido con este tipo de terapia son el fundamento para usar diversas combinaciones más temprano en la enfermedad, es decir, tratamientos personalizados.

En el Perú

La Sociedad Peruana de Oncología Médica se ha pronunciado sobre este tipo de tratamientos. “Con la Inmuno-oncología se ha creado una nueva manera de abordar la lucha contra el cáncer;  incrementando la esperanza de vida de los pacientes  y en algunos casos mejorando su calidad de vida al ser un tratamiento con menos efectos secundarios”, explica el Dr. Luis Mas, presidente de la sociedad, en un comunicado de prensa.

En este país, el tercer tipo de cáncer más frecuente en varones es el de pulmón, y el quinto en mujeres, y lidera las tasas de mortalidad. En total, se estima que existen más de 2779 pacientes en el país con cáncer de pulmón y 435 con melanoma metastásico.

“La inmuno-oncología es un arma más contra el cáncer,  y probablemente en un futuro muy cercano se expanda  su uso en muchos más neoplasias de las cuales está actualmente probada”, finaliza.

 


#cancer #inmunologia
Compartir Twittear Compartir