Hace 10 años explotó el transbordador Columbia ¿Qué aprendimos?

Cosmos

Por Sophimania Redacción
31 de Enero de 2013 a las 11:08
Compartir Twittear Compartir
Hace 10 años explotó el transbordador Columbia ¿Qué aprendimos?

Hace 10 años el mundo entero quedó conmocionado por una tragedia espacial. El transbordador Columbia, de la NASA, explotó durante su viaje de regreso a la Tierra desde la Estación Espacial Internacional (ISS), provocando la muerte de sus siete astronautas. El accidente ocurrió debido al desprendimiento de un fragmento de gomaespuma, una avería que no se resolvió pese a la advertencia de los ingenieros, antes del viaje de ida. Dos semanas después, durante el vuelo de regreso, la nave se desintegró en el aire al poco después de tocar la atmósfera terrestre.

Algunos años atrás, en 1986, otra tragedia espacial había enlutado a la NASA, cuando el transbordador Challenger hizo explosión y causó la muerte de sus siete astronautas a solo 73 segundos de su lanzamiento. Ambos accidentes pusieron en vitrina los riesgos de este tipo de transbordadores y, aunque hubo más vuelos espaciales luego de que se revisaran las normas de seguridad, no pasaría mucho tiempo para que estas naves pasaran al retiro. Las que sobrevivieron son exhibidas hoy en día en varios museos de EEUU.

La teoría de que el accidente del Columbia pudo haberse evitado sigue en discusión hasta hoy. Aquel 1 de febrero de 2003, el centro de control de la NASA dejó de tener comunicación con el transbordador a las 8:59 horas, cuando éste estaba a solo 70 kilómetros de altura y muy cerca de aterrizar. Tras la explosión, los restos de la nave quedaron repartidos por una amplia zona. La caja negra reveló que la avería se había dado en el ala izquierda, tras el desprendimiento de un trozo de gomaespuma aislante, que recubría el soporte entre el morro de la nave y el depósito externo de combustible.

Carlos González Pintado, ex jefe de Operaciones de la NASA en España, aseguró que, pese a la recomendación no atendida de hacer pruebas previas en el ala izquierda, era imposible reparar la avería. Incluso afirmó que los siete astronautas y el resto del equipo sabían de la gravedad del problema y también que habría un accidente. \"Estábamos muy preocupados por el desprendimiento de la pieza del transbordador, aunque no sabíamos cuál era el alcance de la avería. Los astronautas fueron muy profesionales. Sabían que estaban condenados a morir. Hasta cierto punto, fue un accidente inevitable\", agregó el ingeniero.

A partir de esta tragedia espacial se suspendieron los vuelos por un par de años y se introdujeron nuevas medidas de seguridad, como caminatas espaciales rutinarias para inspeccionar las zonas claves de los vehículos. Para ello era obligatorio que los tripulantes llevaran un kit de reparación y un traje adecuado para salir de la nave. En julio de 2005 se reiniciaron los vuelos de transbordadores, pero solo hasta concluir la construcción de la ISS. La NASA construiría un nuevo vehículo para llevar a sus astronautas al espacio, pero antes de que estuviera lista, el presidente Barack Obama dispuso una reforma de la agencia espacial. Ese sería el fin de los transbordadores como Columbia.

Información de ElMundo.es. Resumen de Sophimanía

Artículo original y completo (en castellano) aquí

 


Compartir Twittear Compartir