Estrella es “víctima” de canibalismo cósmico

Misiones Espaciales

Por Sophimania Redacción
26 de Mayo de 2015 a las 14:35
Compartir Twittear Compartir
Estrella es “víctima” de canibalismo cósmico

Un acto de canibalismo cósmico en curso puede ser responsable de la apariencia y el comportamiento extraño sin precedentes de una estrella gigantesca apodada "Nasty 1", informa un nuevo estudio publicado en Monthly Notices de la Royal Astronomical Society.

Observaciones realizadas por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA han revelado un disco de gas de cerca de 4,8 billones de kilómetros de ancho que rodea la Nasty 1, que es un objeto masivo, de rápido envejecimiento conocido como una estrella Wolf-Rayet.

Los Wolf-Rayet comienzan grandes, y contienen inicialmente al menos 20 veces más masa que el Sol. Pero sus capas exteriores de hidrógeno pronto hinchan y se pierden, exponiendo núcleos de helio que queman los objetos en el espacio. Algunos científicos creen que las capas externas son desviadas por una estrella compañera caníbal.

 

 

nasty 2

Foto: SPACE

 

 

"Eso es lo que creemos que está sucediendo en Nasty 1", explica elautor principal del estudio Jon Mauerhan, de la Universidad de California, Berkeley, en un comunicado. "Creemos que hay una estrella Wolf-Rayet enterrada dentro de la nebulosa, y creemos que la nebulosa se está creando por este proceso de transferencia de masa”.

Un disco como ese nunca antes había sido visto alrededor de una estrella Wolf-Rayet, dijeron los investigadores. La nebulosa es probable que solo tenga unos pocos miles de años de antigüedad y se encuentra a unos 3.000 años luz de la Tierra, agregaron.

Varios otros factores refuerzan aún más la idea de canibalismo sobre la hipótesis de viento estelar, dijeron los miembros del equipo de estudio. Por un lado, al menos el 70 % de todas las estrellas masivas pertenecen a sistemas binarios. "El intercambio en sistemas binarios parece ser vital para la existencia de estrellas Wolf-Rayet y las supernovas que producen, y la captura de estrellas binarias en esta fase de corta vida nos ayudará a entender este proceso", añadió Smith.

Tampoco está claro lo que va a sucederle a Nasty 1 en el camino, pero el cambio evolutivo de la estrella "definitivamente no será aburrido", dice Mauerhan. "El Wolf-Rayet podría explotar como una supernova", agregó. "Una fusión estelar es otro posible resultado, en función de la evolución orbital del sistema. El futuro podría estar lleno de todo tipo de posibilidades exóticas, dependiendo de si explota o en cuánto tiempo se produce la transferencia de masa, y el tiempo que vive después que la transferencia de masa cese".

 

 

FUENTE: Space


Compartir Twittear Compartir