El Polo Norte está 20 grados centígrados más caliente que lo que debería

Cambio Climático y Desastres

Por Sophimania Redacción
20 de Noviembre de 2016 a las 08:58
Compartir Twittear Compartir
El Polo Norte está 20 grados centígrados más caliente que lo que debería
Foto: internet

Mientras en el sur estamos entrando a las épocas calientes, en el norte están entrando al invierno. Específicamente en el Ártico, se trata de la “noche polar”, el momento en que esta región tiene las temperaturas más bajas durante todo el año y la manta de hielo que la cubre se engrosa.

Pero desde los meses de abril y mayo del 2016, las cosas no han estado saliendo con normalidad. El Ártico está más caliente de lo normal, y la extensión de hielo cubriendo el océano polar está rompiendo récord de niveles bajos. Y, a pesar de que en estas épocas frías, el hielo está recuperando su grosor, no lo está haciendo con la rapidez que se espera, lo cual es alarmante.

Para nadie es un secreto que el planeta se está calentando, durante meses seguidos hemos visto cómo llegábamos cada vez a un record más alto de temperaturas. El ártico se ha calentado en promedio al doble del ritmo del resto del mundo, con algunas partes de Alaska registrando temperaturas 11 ° C por encima del promedio de esa región en ese momento de año. Las cosas parecen, sin embargo, que sólo empeorarán. 

De acuerdo a Daniel Swain, científico del clima en la universidad de California, Los Ángeles. La data que proviene de las estaciones meteorológicas del Ártico ha detectado en Octubre temperaturas hasta 20° más altas de lo que debería ser: “A pesar de la aparición de la #NochePolar, las temperaturas cercanas al #PoloNorte aumentan. Situación extraordinaria en el #Ártico con un #HieloMarino muy bajo”, tuiteó Swain.

Esta noticia es incluso más preocupante si se toma en cuenta que octubre es un mes donde el Ártico entra al invierno boreal, y es en esta época en la que la temperatura baja y el hielo marino comienza a engrosar y crecer en extensión. La temperatura actualmente es de -5° cuando debería ser de -25°. 

15183892_10155489558871040_296806425_o.png
Foto: Washington Post

La fluctuación del hielo marino es vital para todo el ecosistema ártico. Desde los osos polares que dependen de él para la caza durante los duros meses de invierno, hasta las focas que se aprovechan de los extensos terrenos para dar a luz. Las vidas de los animales y el hielo están inextricablemente vinculados. Si el hielo no se forma como debe durante el invierno, entonces las cosas no se ven bien para el año siguiente.

El hielo marino del Ártico se divide ligeramente en dos capas, una “joven” delgada que se forma y se derrite cada año, y una "vieja" gruesa que por lo general persiste durante todo el año, incluso durante el verano del Ártico. Cuanto más grueso es el hielo, más viejo es. 

Una tendencia preocupante, sin embargo, ha emergido durante la última década en la que la extensión de este hielo más viejo se encoge cada vez más a medida que la temperatura del aire y del océano va en aumento. Ahora es probable que pronto veamos veranos sin hielo, donde no el hielo “viejo” desaparezca totalmente.

Mark Serreze, que encabeza el Centro Nacional de Datos de Nieve y Hielo en Boulder, Colorado, cree saber la razón de este súbito calentamiento en la temperatura ártica. Lo que está sucediendo, explica, es una especie de "doble golpe". Por un lado, hay un "océano subyacente muy cálido" debido a la falta de formación de hielo marino sobre él. Pero, al mismo tiempo, los virajes en la corriente han permitido que el aire caliente fluya hacia el norte y que el gélido aire del Ártico descienda sobre Siberia.

Finalmente, aunque se tiene una idea de lo que está ocurriendo actualmente, no se sabe qué es lo que podría ocurrir en los próximos meses. Esto es algo de lo que no se tiene antecedentes y que podría tener un enorme impacto no solo en el Ártico, sino en todo el planeta.

 

FUENTES: WASHINGTON POSTIFLSCIENCE


#artico #calentamiento global
Compartir Twittear Compartir