Segundo lago más grande de Bolivia se seca

Cambio Climático y Desastres

Por Sophimania Redacción
25 de Enero de 2016 a las 06:53
Compartir Twittear Compartir
Segundo lago más grande de Bolivia se seca

El lago llamado Poopó, que solía ser el segundo lago más grande de Bolivia, se ha reducido a poco más que una llanura polvorienta. En solo años la masa de agua que utilizaban cientos de familias que viven en su borde se ha reducido al 2 % de su tamaño original.

Situado en el altiplano boliviano, a una altitud de 3.700 metros, en la década de 1990 solía cubrir una superficie de 2.000 kilómetros cuadrados, lo que lo hacía el segundo más grande del país, después del conocido lago Titicaca. Pero debido a las sequías repetidas y el desvío de afluentes para la minería, el nivel del lago de agua salada ha continuado disminuyendo hasta el año pasado, cuando El Niño llegó a la zona y terminó de secar el lago. Millones de peces se cree que han muerto, al igual que cientos de aves que vivían en las zonas húmedas.

Esta no es la primera vez que el lago se seca. Sucedió en 1997 (también debido al fenómeno del Niño), pero otros advierten que con el derretimiento de los glaciares en los Andes, y el aumento gradual del cambio climático, es poco probable que vuelva a llenarse de agua, al menos no de manera sostenible.  

Hasta el momento se estima que dos tercios de las familias, unas 500 en total, han dejado la comunidad que existía en la orilla del lago que está compuesta por pescadores y granjeros que crían ovejas y alpacas.

A pesar de que hay indicios de que la minería ha sido un de las razones más importantes de la desaparición de este lago (existe acumulación de limo rojo), el Gobierno sigue echándole la culpa al Cambio Climático, y ha pedido a la Unión Europea que les proporcione $ 140 millones de dólares para mitigar las sequías y ayudar a la construcción de plantas de tratamiento de agua en el resto de las cuencas de los lagos.


FUENTE: IFL Science


#lago #bolivia #mineria #poopo #cambio climatico
Compartir Twittear Compartir