Acuerdo de París: Trump retira a Estados Unidos, el segundo mayor emisor de CO2

Contaminación y Salud Ambiental

Por Sophimania Redacción
2 de Junio de 2017 a las 07:08
Compartir Twittear Compartir
Acuerdo de París: Trump retira a Estados Unidos, el segundo mayor emisor de CO2
Foto: EcoNews

Donald Trump ha confirmado que retirará a Estados Unidos del acuerdo climático de París, garantizando que el segundo mayor emisor de gases de efecto invernadero del mundo abandone el mayor esfuerzo internacional para hacer frente al peligroso calentamiento global.

"Para cumplir mi solemne deber hacia Estados Unidos y sus ciudadanos, Estados Unidos se retirará del acuerdo climático de París, pero iniciará negociaciones para volver a entrar en los acuerdos de París o en una transacción nueva, en condiciones que sean justas para Los Estados Unidos ", dijo el jueves en la Casa Blanca. Así, se une a Siria y Nicaragua como los únicos países que no son parte de este acuerdo.

Italia, Francia y Alemania emitieron una declaración conjunta poco después, aludiendo que el tratado no podía ser renegociado. "El hecho de que el tratado de París mantenga tenso a los Estados Unidos mientras autoriza a algunos de los países contaminantes más importantes del mundo debería expulsar cualquier duda sobre por qué los grupos de presión extranjeros quieren mantener nuestro hermoso país atado... Eso no va a suceder mientras soy presidente, lo siento", declaró Trump.

El predecesor de Trump, Barack Obama, emitió una declaración diciendo que el nuevo gobierno se había unido a "un pequeño puñado de naciones que rechazan el futuro". Pero dijo que los estados, las ciudades y las empresas estadounidenses "se apresurarán y harán aún más para liderar el camino, y ayudarán a proteger a las generaciones futuras y el único planeta que tenemos".

El ex vicepresidente Al Gore calificó la decisión de "imprudente e indefendible", mientras que Jeff Immelt, presidente y director general de General Electric, dijo que "el cambio climático es real" y que "la industria ahora debe dirigir". Trump argumentó que el acuerdo de París perjudicaba a Estados Unidos en beneficio de otros países, dejando a los trabajadores y contribuyentes absorber los costos y sufrir pérdidas de puestos de trabajo y cierres de fábricas.

La decisión de Trump corre el riesgo de desestabilizar el acuerdo de París, con los participantes restantes enfrentados a la elección de tratar de compensar el déficit de reducción de emisiones o de seguir el liderazgo de Estados Unidos y abandonar el acuerdo. La promesa de reducción de emisiones de Estados Unidos representaba una quinta parte de las emisiones globales que se evitarían para el 2030.

Estados Unidos será el perdedor de su retirada, dijo el profesor John Schellnhuber, científico climático y ex asesor de la UE, Angela Merkel y el Papa. "No obstaculizará sustancialmente el progreso climático mundial, pero perjudicará a la economía y la sociedad estadounidenses", dijo. "China y Europa se han convertido en líderes mundiales en el camino hacia el desarrollo verde y fortalecerán su posición si Estados Unidos retrocede".

"El presidente Trump está poniendo a su país en el lado equivocado de la historia", dijo Laurence Tubiana, embajadora climática de Francia durante la negociación del acuerdo de París. Bernie Sanders, el senador de izquierda y ex aspirante presidencial demócrata, calificó la medida de "deshonra internacional" y "abdicación del liderazgo estadounidense".

La retirada representa una victoria para los elementos nacionalistas en la administración de Trump, como su estratega Steve Bannon, quien ha argumentado que el acuerdo de París socava un enfoque de "Estados Unidos en primer lugar", daña la producción nacional de carbón y obstaculiza los esfuerzos para derogar los reglamentos de Barack Obama, El Plan de Energía Limpia. Esto no sorprende, ya que los republicanos que instaron a Trump a retirarse del acuerdo de París son grandes amantes del petróleo.

En un intento por calmar los nervios, la UE y China anunciaron una alianza para mantener el rumbo. Su declaración conjunta calificó el cambio climático de "cuestión de seguridad nacional" y "factor multiplicador de fragilidad social y política". El pacto de París es un "logro histórico" e "irreversible", dice el documento. "Es absolutamente esencial que el mundo implemente el acuerdo de París", dijo el secretario general de la ONU, António Guterres. "Si un país decide dejar un vacío, puedo garantizar que alguien más lo ocupará".

Finalmente, los más de 20 000 miembros del Sierra Club se pronunciaron: "Donald Trump ha cometido un error histórico que nuestros nietos mirarán hacia atrás con una consternación atónita de cómo un líder mundial podría estar tan divorciado de la realidad y la moralidad", dijo Michael Brune, director ejecutivo.

 

FUENTE: The Guardian

 

Si quieres estar siempre enterado de lo último y lo mejor en descubrimientos, investigaciones y avances científicos y tecnológicos SUSCRÍBETE AQUÍ en un solo paso. Recibirás un boletín semanal con lo mejor de Sophimania.


#cambio climatico #acuerdo de paris #donald trump
Compartir Twittear Compartir