Análisis de los dientes para reescribir la forma en que estudiamos la evolución humana

Sociología y Antropología

Por Sophimania Redacción
26 de Febrero de 2016 a las 12:15
Compartir Twittear Compartir
Análisis de los dientes para reescribir la forma en que estudiamos la evolución humana

Alistair Evans, autor del estudio. Crédito: David Hocking

 

Comúnmente, para analizar la evolución de la especie humana y los primates, se utilizan los rasgos de los cráneos y el tamaño de los dientes, que se pueden conservar durante miles de años. Como explica Gonzalo López Sánchez, para la ABC, “las diferencias en el aspecto de los dientes se atribuyen a cambios en la dieta y en los hábitos de una especie, porque no es lo mismo masticar duras semillas o carne cruda, que la blanda carne cocinada”.

Esto podría explicar que las muelas del juicio de los humanos modernos no se desarrollen o sean más pequeñas que las de otros homininos (parientes extintos del hombre). Un estudio presentado en Nature, revela que no son los alimentos, sino un mecanismo de desarrollo, llamado “cascada inhibotoria”, el que regula el tamaño de los dientes.

El estudio demostraría que el patrón del desarrollo de los dientes es más simple de lo que se pensaba, explica Alistair Evans, de la Universidad de Monash, en Estados Unidos. Además, Gary Schwartz, coautor del estudio, explica que “uno de los descubrimientos más interesantes de este nuevo estudio es que el tamaño de los dientes, ya sea el de humanos modernos o el de los homininos fósiles, sigue las predicciones de una única y elegante regla del desarrollo llamada ‘cascada inhibitoria’”, ha dicho

¿Cómo funciona esta regla? el tamaño de una muela regula el desarrollo posterior de las piezas dentales vecinas. Estos investigadores descubrieron que el patrón de desarrollo de las muelas del adulto era una consecuencia directa del tamaño que alcanzaban las muelas de leche, explica López Sánchez.

Esto podría tener un importante impacto tanto en la paleontología como en la antropología. Aida Gómez-Robles, paleoantropóloga de la Universidad George Washington, dice que este estudio permitirá mejorar el entendimiento sobre la evolución humana mediante el uso del registro fósil.

Esta regla podría predecir el tamaño de los dientes que faltan en los restos fósiles. “Muchas restricciones del desarrollo que regulan la evolución de los dientes están presentes en otros sistemas formados por la repetición de componentes, como las vértebras, las costillas, los miembros y los dedos”, explican Gómez-Robles.

 

FUENTE: ABC


#diente #humano #evolucion
Compartir Twittear Compartir