¿Crees en los fantasmas? La ciencia dice que no existen

Sociología y Antropología

Por Sophimania Redacción
30 de Octubre de 2015 a las 08:43
Compartir Twittear Compartir
¿Crees en los fantasmas? La ciencia dice que no existen

La idea de que los muertos permanecen con nosotros en espíritu es muy antigua, y ofrece a muchas personas la ilusión de creen que nuestros familiares queridos fallecidos no nos han dejado. La mayoría de la gente cree en fantasmas debido a su experiencia personal, ya que han visto o detectado una presencia inexplicable.

La experiencia personal es una cosa, pero la evidencia científica es otro asunto. Parte de la dificultad en la investigación de los fantasmas es que no hay un acuerdo universal sobre la definición de lo que es un fantasma. Algunos creen que son los espíritus de muertos, otros afirman que son entidades telepáticas proyectadas al mundo de nuestras mentes.Otros crean sus propias categorías especiales para diferentes tipos de fantasmas, como duendes, fantasmas, espíritus residuales inteligentes, etc.

 

Hay muchas contradicciones inherentes a las idea de los fantasmas. Por ejemplo, ¿son materiales los fantasmas o no? Se supone que pueden moverse a través de objetos sólidos sin moverlos, o cerrar de golpe las puertas y lanzar objetos a través de la habitación. Lógicamente y físicamente, es una o la otra. Si los fantasmas son almas humanas, ¿por qué aparecen poseyendo vestidos?

 

Si los fantasmas son los espíritus de aquellos cuyas muertes sucedieron repentinamente o en asesinatos, ¿por qué hay asesinatos sin resolver, si realmente pueden comunicarse con los psíquicos y acusar a sus asesinos? En casi cualquier afirmación sobre fantasmas se plantea razones lógicas para dudar de ellas.

 

Los cazadores de fantasmas utilizan métodos creativos (y dudosos) para detectar presencias de espíritus, a menudo incluyendo psíquicos. Prácticamente todos los cazadores de fantasmas dicen ser científicos, y la mayoría dan esa apariencia debido a que utilizan equipos científicos de alta tecnología tales como contadores Geiger, detectores de campos electromagnéticos (EMF), detectores iónicos, cámaras infrarrojas y micrófonos sensibles. Sin embargo, ninguno de estos equipos se ha demostrado que detecten fantasmas.

 

 

ghost 2

Live Science

 

 

Otras personas piensan que la única razón por la que aún no podemos demostrar la existencia de fantasmas es porque no tenemos la tecnología suficiente para detectarlos. Con tantas teorías contradictorias y tan poca ciencia ejercida sobre el tema, no es sorprendente que a pesar de los esfuerzos de miles de cazadores de fantasmas no se haya encontrado una sola pieza de evidencia sólida sobre los fantasmas.

 

Muchas personas creen que el apoyo a la existencia de fantasmas se puede encontrar en la física moderna. Es ampliamente conocido que Albert Einstein sugirió una base científica para la realidad de los fantasmas: si la energía no se crea ni se destruye, sino solo cambia la forma, ¿qué ocurre con la energía de nuestro cuerpo cuando nos morimos? ¿Podría alguna manera se manifestarse en la forma de un fantasma?

 

La respuesta es muy simple, y no del todo misteriosa. Después de que una persona muere, la energía de su cuerpo va hacia el medio ambiente. La energía se libera en forma de calor, y se transfiere a los animales que nos comen y las plantas que nos absorben. Si los fantasmas son reales, y son una especie de energía que aún no ha sido descifrada, entonces los científicos estarían en toda la capacidad de verificarlo a través de experimentos controlados, ¡no los cazadores de fantasmas!

 

Hay dos posibles razones para el fracaso de los cazadores de fantasmas en encontrar buenas pruebas de su existencia: la primera es que los fantasmas no existen, y que los informes de avistamientos de fantasmas pueden ser explicados por la psicología, las percepciones erróneas, errores y engaños. La segunda opción es que existen los fantasmas, pero que los cazadores de fantasmas son simplemente incompetentes para detectarlos.

 

 

FUENTE: Live Science


Compartir Twittear Compartir