Científicos logran usar bacterias para guardar líneas de código

Apps y Software

Por Sophimania Redacción
21 de Junio de 2016 a las 12:44
Compartir Twittear Compartir
Científicos logran usar bacterias para guardar líneas de código
El E. Coli ha sido la bacteria usada para este experimento. Imagen: Internet

Una nueva investigación en la Universidad de Harvard ha demostrado un método con la capacidad de almacenar líneas de código en bacterias vivas, que luego puede ser transmitido a la siguiente generación como información genética.

El nuevo procedimiento permite guardar con éxito 100 bytes de datos en la bacteria E. coli, pero los científicos dicen que tiene el potencial de "subir" incluso mucho más cantidad de datos, y eventualmente podría ayudar a la investigación y desarrollo y dispositivos sintéticos biológicos.

La técnica fue posible gracias al editor de genes CRISPR-cas. Este dispositivo ya ha abierto nuevas formas de reescribir segmentos de ADN y ahora los investigadores de la Universidad de Harvard fueron capaces de utilizar procesos de edición al estilo CRISPR-Cas de la propia bacteria para escribir líneas de código específicas.

Cuando las bacterias detectan un virus, cortan y pegan una parte del ADN del virus en su propio genoma, para poder reconocerlo de nuevo en el futuro. Esta lista de comprobación de seguridad se pasa de generación en generación, de esta forma es que los organismos pueden aumentar la inmunidad contra ciertos tipos de virus a través del tiempo.

En este caso, el equipo creó su propio código y lo disfrazó como virus. Cuando el falso virus se introdujo en las bacterias, el mismo intercambio parecido al CRISPR-Cas se llevó a cabo, y los datos se incrustaron en la bacteria misma.

Cualquier cosa puede ser almacenada dentro del código, desde un texto simple como una carta hasta un programa de computación. El estudio se basa en investigaciones previas sobre el almacenamiento de datos dentro del ADN, pero aquí el reto consiste en repetir el truco dentro de una célula viva usando sus propios procesos naturales.

"Trabajar dentro de una célula viva es una historia y un desafío completamente diferente", dijo el genetista e investigador principal Seth Shipman a Popular Mechanics. "En lugar de sintetizar el ADN y cortarlo en una célula viva, queríamos saber si podíamos usar métodos propios de la naturaleza para escribir directamente sobre el genoma de una célula bacteriana, de manera que se copie y pegue en cada generación subsiguiente".

Como las bacterias almacenan los datos que reciben de forma secuencial, estos son mucho más fáciles de recuperar en una etapa posterior (a través de un análisis genético llamado genotipado), pero aún existen problemas potenciales: no todas las bacterias reciben todos los datos presentados, lo que significa se necesitaría una muestra de gran tamaño con el fin de recuperar el mensaje completo.

Shipman piensa que hay mucho más por venir. Algunas células tendrán espacio para 3.000 bytes de datos, y también existe la posibilidad de diseñar unidades de disco duro basados en bacterias que podrían evitar los problemas usuales con los ordenadores actuales.

 

FUENTES: POPULAR MECHANICS, SCIENCEALERT


#e coli #crispr #código
Compartir Twittear Compartir