Crean chip que trasmite información millones de veces más rápido

Gadgets, Wearables e Innovación

Por Sophimania Redacción
19 de Mayo de 2015 a las 11:04
Compartir Twittear Compartir
Crean chip que trasmite información millones de veces más rápido

Ingenieros de la Universidad de Utah han dado un paso adelante para la próxima generación de computadoras y dispositivos móviles con velocidades millones de veces más rápidas que las máquinas actuales. El estudio ha sido publicado en la revista Nature Photonics.

Han desarrollado un divisor de haz ultracompacto que divide las ondas de luz en dos canales separados de información, lo que nos acerca cada vez más a la fabricación de chips fotónicos de silicio que utilizarían la luz en vez de los electrones como hasta ahora.

Para ayudar a hacer eso, los ingenieros de Utah crean una forma mucho más pequeña de divisor de haz de polarización (que parece algo así como un código de barras) en la parte superior de un chip de silicio que puede dividir la luz guiada entrante en sus dos componentes. Antes, un divisor de haz así tenía un tamaño de más de 100 por 100 micras. Gracias a un nuevo algoritmo para diseñar el divisor, el equipo de Rajesh Menon lo ha reducido a 2,4 por 2,4 micras, o un quinto del grosor de un cabello humano.

 

silicona 2

Foto: ADICTAMENTE

 

 

“La luz es la cosa más rápida que puede utilizarse para transmitir información pero esa información tiene que ser convertida en electrones cuando entra en una computadora portátil. En esa conversión, se produce un freno. La idea es hacer todo con luz”, aclara Rajesh Menon, líder del estudio.

Desde la empresa multinacional IBM con sede en Estados Unidos, dedicada al sector tecnológico, afirmaron que ya están en condiciones de habilitar las transmisiones de datos a través de la luz a larga distancia entre computadoras gracias a un chip de su invención, con el cual llegaría el anunciado final para el cableado eléctrico, lento a comparación de la nueva tecnología.

El divisor de haz sería sólo uno de una multitud de dispositivos pasivos colocados en un chip de silicio para dirigir las ondas de luz de diferentes maneras. Al reducir el tamaño, los investigadores podrán meter millones de estos dispositivos en un solo chip.

Las aplicaciones prácticas más cercanas a nosotros serían estas: la batería de nuestros dispositivos tecnológicos duraría muchísimo más; nuestros smartphones o tabletas consumirían muy poca energía y generarían por ello menos calor.

 

 

FUENTES: Science Alert, EuropaPress


Compartir Twittear Compartir