Desarrollan baterías de litio y aire 10 veces más potentes que las actuales

Redes Sociales

Por Sophimania Redacción
9 de Noviembre de 2015 a las 21:58
Compartir Twittear Compartir
Desarrollan baterías de litio y aire 10 veces más potentes que las actuales

Una nueva batería de litio y aire ha sido creada por investigadores de la Universidad de Cambridge. Con una densidad de energía muy alta, eficiencia de más del 90 por ciento y  capacidad para más de 2.000 ciclos de recarga. Esta nueva batería podría ser un importante peldaño en el camino en el desarrollo de esta esencial tecnología.

 

La idea de una batería de litio y aire no es nueva, los científicos han sabido desde hace tiempo que este tipo de baterías pueden almacenar hasta 10 veces más carga que las baterías actuales de iones de litio. Con esa capacidad de almacenamiento uno no tendría que cargar el teléfono durante una semana entera. Lo que el equipo de la Universidad de Cambridge ha hecho es superar algunos de los desafíos prácticos que habían impedido que esta tecnología sea una opción viable.

 

Esta nueva batería tiene una mayor capacidad, mejor eficiencia y estabilidad en comparación con los intentos anteriores. La estabilidad, esencial si vamos a ponerlas en millones de automóviles y los teléfonos inteligentes, se alcanzó mediante el uso de un electrodo de carbono "esponjoso" hecho de grafeno. Aún más, cambiando la mezcla química de versiones anteriores de este tipo de baterías, los investigadores fueron capaces de evitar que la batería se degrade significativamente con el tiempo.

 

"Lo que hemos logrado es un avance significativo para esta tecnología y abre enteras nuevas áreas para la investigación, no hemos resuelto todos los problemas inherentes a esta química, pero nuestros resultados sí muestran avances hacia un dispositivo práctico", dijo en un comunicado de prensa, Clare Grey,  autora principal del artículo.

 

Sin embargo no todas son buenas noticias, esta tecnología estará lista aún en una década, más o menos. La batería de prueba producida por los científicos todavía necesita oxígeno puro para poder cargarse, algo que no muchos de nosotros tenemos al alcance, y aún existe el riesgo de que la batería explote debido a las dendritas creadas durante el proceso de recarga. Con el tiempo, estos problemas se resolverán, pero va a tomar mucha investigación y experimentación.

 

"Aunque todavía hay varios estudios fundamentales que quedan por hacer, como limar algunos detalles mecanicistas, los resultados actuales son muy emocionantes... Hemos demostrado que existen soluciones para algunos de los problemas más difíciles relacionados con esta tecnología", agregó Grey.

 

 

FUENTE: SCIENCEALERT


Compartir Twittear Compartir