Crean mano prostética con sentido del tacto (VIDEO)

Robótica e Inteligencia Artificial

Por Sophimania Redacción
15 de Septiembre de 2015 a las 11:24
Compartir Twittear Compartir
Crean mano prostética con sentido del tacto (VIDEO)

La Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa de Estados Unidos (DARPA) anunció la semana pasada que le ha dado a un hombre paralizado la capacidad de "sentir" sensaciones físicas a través de una mano robótica conectada directamente a su cerebro. Después de haber estado paralizado durante más de una década debido a una lesión de la médula espinal, el hombre fue capaz de identificar cuándo y cuál de sus dedos protésicos estaba siendo tocado suavemente por un objeto.

 

La presentación se hizo oficialmente en el foro Wait, What? A Future Technology Forum.

 

"Hemos completado el circuito", dijo el gerente de la Agencia, Justin Sánchez, en un comunicado de prensa. El Sistema de brazo DEKA, cariñosamente apodado Luke (como en Luke Skywalker), fue exhibido por primera vez en febrero, cuando un veterinario del ejército de Estados Unidos utilizó la prótesis para escalar una pared, con nada más que su capacidad cerebral.

 

 

DARPA tv

 

 

El equipo detrás de la tecnología ha demostrado cómo el dispositivo alimentado por batería puede impartir la sensación de tacto en la parte superior de la empuñadura. Lo hicieron mediante la colocación de matrices de electrodos en la corteza sensorial de un voluntario paralizado, una región del cerebro que es responsable de identificar y procesar el sentido del tacto.

 

Las matrices también se colocaron en la corteza motora del voluntario, que es responsable de facilitar los movimientos del cuerpo. "Los cables de la corteza motora permiten al usuario controlar el movimiento del brazo del robot, y los sensores de presión en el brazo que se conectan de nuevo en la corteza sensorial dan al usuario la sensación de que está en contacto con algo," explica Mike Murphy.

 

Cargado con sensores de alta sensibilidad, el dispositivo puede detectar cambios en la presión a medida que se aplica a los dedos, y esto se convierte en señales eléctricas que fueron alimentadas en el cerebro del voluntario. Al probar el brazo en el laboratorio, los investigadores tocaban suavemente cada uno de los dedos mientras el voluntario tenía los ojos vendados, y acertó casi en el 100 % de oportunidades.

 

 

FUENTE: Science Alert


Compartir Twittear Compartir